La emisión global de bonos verdes supera los USD 120 mil millones en 2017

Ciudad de México – 17 de enero de 2018: El mercado internacional de bonos verdes marcó un nuevo record durante 2017, tal como lo señala el estudio Bonos y Cambio Climático- Estado del Mercado 2017 desarrollado por Climate Bonds Initiative por encargo de HSBC, mismo que  presenta hoy MEXICO2, la plataforma de mercados ambientales de la Bolsa Mexicana de Valores. 

El estudio cuantifica todos los bonos emitidos cuyos recursos son utilizados para financiar infraestructura resiliente y baja en carbono. En este reporte se analizan los bonos compatibles con una meta de 2 grados de calentamiento global, aumentando la rigurosidad del análisis en comparación con años anteriores.  Se basa en las metas plasmadas en el Acuerdo de París que exige, hasta el momento, un flujo de inversiones bajas en carbono sin precedente.

La edición del reporte de 2017, la cual incluye todos los bonos alineados al cambio climático emitidos desde el 1 de enero de 2005 (año en que se ratificó el Protocolo de Kioto) hasta el 30 de junio de 2017, pone su foco en ciudades, con diez estudios que identifican las mejores prácticas en bonos verdes emitidos por ciudades, así como diversas oportunidades para nuevas emisiones en centros urbanos.

El mercado global de bonos alineados al cambio climático se posiciona en $895 mil millones, con un aumento de $201 mil millones en comparación con 2016. Se registran $138 mil millones en nuevos bonos de emisores existentes, con bonos en yuanes chinos encabezando la lista (32%), seguido por bonos denominados en dólares (26%) y euros (20%).

La mayoría de los proyectos financiados con bonos verdes están relacionados con transporte limpio (61%), seguidos por energía limpia (19%). Construcción, industria, agricultura, desechos y silvicultura comprenden sólo el 7%.

Sean Kidney, director general de Climate Bonds, indicó “En 2017 alcanzamos números record en emisiones de bonos verdes, pero necesitamos más. Estamos solamente comenzando en finanzas verdes. Los bancos, corporaciones y gobiernos deben trabajar en conjunto con las ciudades para financiar infraestructura climática resiliente; es necesario alinear sus inversiones con las estrategias de cambio climático nacionales y regionales, logrando que las economías puedan enfrentar los impactos del cambio climático. Esto significa un vínculo con los Objetivos de Desarrollo Sustentable (ODS) de las Naciones Unidas como parte de esta transición vital”.

Alba Aguilar, directora de nuevos mercados de SIF ICAP señala: “México contribuyó al crecimiento del mercado internacional en 2017 con 5 emisiones de bonos alineados con los ODS por un total de MXN 89,268 millones. Aun contamos con mucho potencial para llevar al mercado: nuestras ciudades enfrentan grandes riesgos en cambio climático, necesitan con urgencia desarrollar infraestructura resiliente y los bonos verdes son una herramienta fundamental para financiarla”.

>> Más noticias

 
 
redes sociales